Las pymes empiezan a incorporar la Responsabilidad Social a sus cuentas

Las grandes compañías empezaron hace años a aplicar políticas de Responsabilidad Social Corporativa que incluye, entre otros elementos, compromisos de transparencia informativa, la utilización de estándares laborales aceptados por los principales convenios internacionales y otras medidas, como la puesta en marcha de planes y proyectos de colaboración, desarrollo, innovación y ayuda a sectores sociales, o bien, el destino de parte de los beneficios a políticas de mejora del medio ambiente, gestión de residuos o valores humanos.
Dentro de esta política destacan en Castilla y León empresas como Grupo Norte con sus planes de contratación a mujeres víctimas de violencia doméstica y Grupo Siro, que reserva una parte de sus puestos de trabajo a las personas con discapacidad o en riesgo de exclusión social. Grupo Norte se planeta ahora ampliar estas iniciativas con la contratación de exreclusos en algunas de sus distintas líneas de actividad económica.

Demanda creciente

Algunos expertos advierten en este sentido de que cada vez un mayor número de compradores, tanto en países desarrollados como en los emergentes, demanda condiciones de venta más éticas por parte de las compañías, lo que supone para muchas de ellas cuentas claras y productos sin datos ocultos. Por eso, cada vez mayor número de grandes grupos distribuidores añaden en sus etiquetas desde la fórmula para cálculo de la huella de carbono de la producción de ese bien hasta la confirmación, por ejemplo, de que la madera utilizada procede de bosques en los que se aplican tratamientos sostenibles que garantizan el mantenimiento de la masa arbórea.

Código de conducta

Según la Corporación para la Responsabilidad Social y la Sostenibilidad (CS WIRE), «mas del 30% de los consumidores aspira a ser más ético en sus compras, por lo que intentarán adquirir marcas alineadas con sus valores». Si las grandes agrupaciones industriales han incorporado estos códigos éticos a sus estrategias, les corresponde ahora a las pequeñas y medianas empresas, sobre todo a las que pretendan exportar hacia países con mayor desarrollo económico. Un ejemplo importante de esta situación es la noticia sobre el código ético que pretenden adoptar los países nórdicos a partir del año que viene para las importaciones de vino: van a exigir a las bodegas que manden vino a esos países una política veraz en Responsabilidad Social Empresarial.

Leer el artículo completo en el nortedecastilla.es

Anuncios

Acerca de Frederic Page

Learning & Development professional, based in Barcelona, Spain. Blogging about Corporate Sustainability and Social Responsibility.
Galería | Esta entrada fue publicada en Casos Empresariales, RSE/RSC, Sostenibilidad y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s